InicioAnfibios y ReptilesAnfibios › Rana verde o rana común (Pelophylax perezi, Rana perezi)
Vídeo

Rana verde o rana común
Pelophylax perezi, Rana perezi

Características

Rana verde o rana común (Pelophylax perezi, Rana perezi)
Foto: David Pérez en Wikipedia
Rana verde o rana común (Pelophylax perezi, Rana perezi)

La rana común, rana verde o rana de Pérez es la más común de la Península Ibérica.

El tamaño de las hembras, que son mayores, puede llegar a los 15 centímetros de longitud. Su cuerpo es bastante estilizado y sus patas son largas.

El dorso de su cuerpo es de color verde o pardo, alternado con manchas más oscuras, más o menos visibles dependiendo del individuo, y con una banda central de un verde más vivo. La piel es ligeramente verrugosa, siendo muy patente el pliegue lateral en cada uno de los costados. La zona ventral es más clara, tirando a grisácea.

A diferencia de las ranas pardas, carece de una mancha junto a los ojos, en los laterales de la cabeza.

Su hocico es algo puntiagudo, pero redondeado.

Sus ojos tienen una pupila horizontal, aunque casi redonda.

Hábitat

La rana verde habita en toda la Península Ibérica y en las islas, donde fue introducida.

Es un animal acuático que incluso inverna en el agua o en el barro, de noviembre a febrero. En el sur de la península puede estar activa todo el año.

No le gustan las aguas rápidas, por lo que huye de los arroyos de montaña, prefiriendo estanques, remansos, lentejas o labajos.

Reproducción

Cuando los machos entran en celo inician su reclamo sonoro, muy ruidoso día y noche, inflando completamente los sacos vocales.

La reproducción tiene lugar de noche, entre marzo y julio, dependiendo de la latitud.

Los huevos, entre 1.900 y 7.000, eclosionan a los cinco a ocho días, y pueden quedar pegados a la vegetación acuática, en el fondo, o incluso en la superficie.

Después de dos meses en estado larvario los renacuajos metamorfosean en la primavera siguiente.

Alimentación y costumbres

La rana verde es poco selectiva en su dieta: come casi de todo, dependiendo únicamente de la disponibilidad de presas. Éstas son tanto terrestres como acuáticas: larvas de insectos, escarabajos, moluscos, hormigas, arañas, pulgones, dípteros, etc. Se ha llegado a registrar el consumo de peces, reptiles y pequeños mamíferos, como murciélagos.

Es común verla saltar desde la orilla al agua para ocultarse en el fondo, como reacción defensiva si advierte alguna presencia que pueda considerar una amenaza.

Sus depredadores incluyen tanto aves como reptiles y mamíferos (búhos y lechuzas, busardos, milanos, culebras, nutrias, jabalíes, etc.)

Curiosidades

Vídeo

Mantente informado/a

Las especies de Fauna Ibérica llegan volando a tu buzón todos los meses. Más información sobre nuestro boletín

Email

COMPARTE FAUNA IBÉRICA

Servidor monitorizado por:
Servidor monitorizado por Minos TN